Ingresar
Imprimir

 

 

En este portal encontrarán algunos de mis trabajos sobre una variedad de temas (básicamente los artículos más solicitados o más citados por mis colegas o por estudiantes), los programas y bibliografía de los seminarios que estoy dictando actualmente y algunos enlaces a otros portales de interés relacionado.

 

 

 

 

 
Imprimir


Carlos María Vilas
Versión revisada de la presentación inaugural en la Maestría en Política Social,
Facultad de Ciencias Sociales, UBA

27 de abril 2020

I


Hace un par de años Walter Scheidel, historiador austríaco actualmente profesor en la Universidad de Stanford (California) publicó un voluminoso estudio de título provocativo: El gran nivelador: La violencia y la historia de la desigualdad desde la Edad de Piedra hasta el Siglo XXI (The Great Leveller: Violence and the History of Inequality  from the Stone Age to the Twenty-First Century. Princeton UP, 2018). La obra se centra en cuatro tipos de fenómenos de violencia colectiva que tienen  como consecuencia grandes rupturas en todos los órdenes de la vida: las guerras, las revoluciones masivas, el colapso de los estados y las epidemias.  Los  denomina “los cuatro jinetes del Apocalipsis”.

El autor afirma que la desigualdad ha sido la norma a lo largo de la historia y los episodios
de reducciones sustanciales de la misma han sido la excepción, productos de procesos o situaciones de mucha violencia. Antes que él el tema había sido tocado pero de manera más restringida por  Thomas Piketty en El capitalismo del siglo XXI (su indagación cubre “sólo” desde el siglo XVIII por razones de disponibilidad estadística). En él Piketty demuestra que el capitalismo tiene una tendencia estructural a la desigualdad y sólo las guerras, o intervenciones estatales redistributivas de los patrimonios (producto de revoluciones o respuestas a crisis) han hecho posible la reversión de esa tendencia. La crisis de los años 30s y la Segunda Guerra Mundial fueron determinantes en la reducción de la desigualdad en Europa y EEUU hasta 1940: destrucción de activos y patrimonios, muertes masivas; posteriormente la intervención estatal (el “Estado de Bienestar” y la socialdemocracia, y sus políticas redistributivas) reorientaron el funcionamiento del capitalismo hasta que la desigualdad volvió a crecer, como efecto de su propia dinámica estructural, el predominio en las acciones estatales de los esquemas neoliberales y la aceleración de la globalización y el colapso de los sistemas de socialismo de estado.

En realidad estos jinetes, igual que los del Apocalipsis bíblico, siempre marchan juntos: en la primera mitad del siglo XIX los ejércitos napoleónicos y las guerras en que participaron no sólo difundieron en Europa las banderas de la revolución francesa y sino también una severa epidemia de cólera. En la segunda década del siglo veinte la guerra fue el detonante de la revolución rusa (Trotski dixit), poco después de la alemana, la república de Weimar y el nazismo. El conflicto se sumó, en sus años finales, a la fatídica gripe española.

Pensar en una pandemia como “gran nivelador social” puede resultar extravagante –para decir lo menos- en los momentos actuales; ni siquiera parece razonable pensar en que la peste “nivela” porque mata por igual a ricos y pobres, varones y mujeres, etc.; las estadísticas indican que no es así, al menos hasta ahora. Las probabilidades de enfermedad y muerte son ellas mismas bastante desiguales, no sólo por las características de las personas sino por el tipo de sociedad en que viven y por el tipo de autoridad política que conduce el enfrentamiento al COVID-19 (o al dengue, el sarampión, el sida o cualquier otro factor de morbilidad y muerte masivas) y por el modo en que lo hace. Pero Scheidel es un historiador de la longue durée. La historia que estudia empieza en  la Edad de Piedra; las coyunturas corren peligro de sucumbir bajo el peso contundente de una historia que se mide por siglos más que por años. Pero en la mirada de Scheidel esa historia no queda en una gran narrativa; identifica los factores humanos colectivos que, operando en las coyunturas, contribuyeron a la producción de efectos que fueron mucho más allá del corto plazo.

Leer más: Política social en tiempos de pandemia
 
Imprimir


Publicación semestral realizada desde el Departamento de Planificación y Políticas Públicas, donde a través de los abordajes de especialistas nacionales e internacionales se analizan y evalúan las políticas públicas y el rol que en ellas juegan el Estado y los actores sociales.

Tapa RPPP 17

 

Adjuntos:
Descargar este adjunto (rppp17.pdf)rppp17.pdf[ ]1723 Kb
Leer más: N°17 Revista Perspectivas de Políticas Públicas
 
Imprimir

Publicado originalmente en IADE

 

Como parte del IV Congreso Estado y Políticas Públicas, se realizó el panel "El pacto social en perspectiva histórica - Agenda de desafíos en la gestión gubernamental en la Argentina reciente".

La actividad se llevó adelante en la sede de la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (FLACSO) y contó con la participación del sociólogo y politólogo Carlos Vilas (UNLa), la economista Julia Strada (AEyT Flacso y CEPA) y del licenciado en Administración y Sociología, Juan Pablo Marinelli (UBA - FLACSO - UMET).

La moderación estuvo a cargo de Marisa Duarte, presidenta del Instituto Argentino para el Desarrollo Económico (IADE) y directora de la revista Realidad Económica.

 
Imprimir

Carlos M. Vilas (*)

 

Todo orden político es un orden de poder. Se objetiva en órganos y procedimientos; establece quién o quiénes tienen derecho a ejercer el gobierno, cómo lo hacen, y los deberes, obligaciones y responsabilidades que vinculan al estado, en tanto institucionalización suprema de ese poder en un territorio, con  su población y con otros estados, todo ello legitimado por alguna idea de justicia, bien común o interés general. Es lo que usualmente se conoce como régimen político: la politeia de la Grecia clásica, vocablo que fue traducido al latín como constitutio, es decir constitución

Leer más: El orden político y la nueva Constitución
 
   Inicio